Doce empresas participan en el proyecto Empresa Rural Responsable del Consorcio EDER
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Doce empresas participan en el proyecto Empresa Rural Responsable del Consorcio EDER

A través de compromisos concretos y sus respectivos indicadores, podrán planificar su estrategia de responsabilidad social empresarial y su compromiso de desarrollo sostenible territorial

Hasta doce empresas de la Ribera de Navarra, que generan 24 puestos de trabajo, trabajan ya sus planes de acción dentro del proyecto Empresa Rural Responsable que, por segundo año consecutivo, pone en marcha el Consorcio EDER con el objetivo de fomentar la creación de nuevas empresas y empleos sostenibles y competitivos, fortaleciendo la cohesión social de los territorios rurales donde se implantan, respetando y conservando el patrimonio natural y cultural del medio rural.

La nueva edición del proyecto “Empresa Rural Responsable 2012”, que EDER

presentó junto con la Asociación TEDER (Tierra Estella) el pasado 26 de marzo, cuenta este año con una importante novedad que favorece y refuerza el proceso de mejora continua en la empresa y de cohesión social del territorio donde se ubica. Se trata de una herramienta práctica que posibilitará a las personas emprendedoras y empresas la incorporación de la Responsabilidad Social Empresarial y el compromiso territorial.

EDER y TEDER han definido hasta dieciséis compromisos diferentes, con sus correspondientes indicadores, centrados en la responsabilidad económica y empresarial (gestión empresarial, innovación, NTIC y gestión de inversiones); responsabilidad medioambiental (gestión del agua, de la energía, de las emisiones atmosféricas, de residuos, integración paisajística, gestión de los materiales empleados y gestión conciencia ambiental); y responsabilidad social (formación-desarrollo, conciliación de la vida personal y laboral, relación y comunicación con clientes, intercooperación, proveedores y empresas contratadas).

Las doce empresas de la Ribera de Navarra que trabajan en el proyecto “Empresa Rural Responsable 2012” han seleccionado, según su complejidad y actividad, tres compromisos. EDER, tras realizar un diagnóstico inicial de las empresas en relación con los compromisos elegidos, ha propuesto a cada empresa unos indicadores (específicos y adaptados a las diferentes características de cada una) que puedan medir los compromisos elegidos.

Una vez realizada la elección, el Consorcio EDER ha elaborado para cada empresa un plan de acción que, consensuado con ellas, marcará hasta final de año sus procesos de mejora continua. EDER ayudará, acompañará y asesorará a las empresas y personas emprendedoras durante el desarrollo de su plan de acción concreto, que concluirá con un diagnóstico final en el que se comprobará el grado de cumplimiento de sus compromisos en Responsabilidad Social Empresarial y, por lo tanto, el incremento de su competitividad económica y la mejora de la cohesión social del territorio.

 

Características de las empresas y compromisos adquiridos

Las doce empresas que están trabajando con EDER en “Empresa Rural Responsable 2012” generan 24 puestos de trabajo en la Ribera de Navarra (18 personas emprendedoras y seis personas contratadas). Cuatro de ellas han sido creadas este año, otras cuatro, en 2011, y otras cuatro comenzaron su andadura en años anteriores. En cuanto a los sectores a los que se dedican, cuatro desarrollan su actividad en el sector servicios, cuatro se dedican al turismo y cuatro son comercios. En lo que respecta a la ubicación de las empresas, cinco están situadas en Tudela, dos en Funes, y el resto en Peralta, Buñuel, Cabanillas, Villafranca y Cascante.

En cuanto a los compromisos adquiridos por las empresas, destacan tres por ser los más seleccionados:

-       Gestión empresarial: la empresa se compromete a gestionar la actividad implantando mecanismos que le permitan analizar cuantitativamente los resultados y su evolución, y planificar estratégicamente a corto y medio plazo. EDER considera que es un compromiso lógico de elegir por las empresas, ya que les permite tener una visión global de su negocio que favorece la toma de decisiones a corto plazo.

-       Relación y comunicación con clientes: la empresa se compromete a asegurar al cliente la fiabilidad y calidad de los productos y servicios que ofrecen. Implantará mecanismos de recogida, análisis y tratamiento de la información de los clientes. EDER afirma que a todas las empresas les interesa conocer la opinión de sus clientes y las sugerencias para poder mejorar.

-       Intercooperación: la empresa se compromete a reforzar su colaboración con entidades locales y tenderá a integrarse en el tejido asociativo de su entorno con el objetivo de favorecer políticas de promoción, formación y trabajo conjunto. Establecerá y desarrollará acciones de cooperación interempresarial, y programará anualmente acciones de apoyo en su desarrollo social y cultural, favoreciendo el desarrollo económico local. Como apunta EDER, son muchas las empresas que cooperan, patrocinan y colaboran con distintos colectivos  (desde el  patrocinio de equipos deportivos, hasta la colaboración con ONGs y asociaciones de sus respectivas localidades).

Compromiso territorial y compensación de emisiones de CO2

Por otra parte, hasta 22 empresas, con las que EDER lleva trabajando desde el año pasado, han firmado o renovado su compromiso territorial, un acuerdo voluntario entre la empresa y EDER en el que se comprometen a integrar en la gestión de su proyecto los criterios y valores del respeto al Medio Ambiente y de la Responsabilidad Empresarial Territorial; analizar y vigilar el impacto medioambiental, económico y social de su actividad; difundir buenas prácticas ambientales y solidarias; y aplicar, en función de sus posibilidades el plan de acción diseñado.

Por su parte, EDER se compromete a facilitar la creación de empresas y empleo en el medio rural, ofreciendo su asesoramiento y acompañamiento continuos durante el proceso, facilitando un plan de acción en responsabilidad social de la empresa a la persona o entidad promotora, y publicitando y difundiendo la empresa creada y/o consolidada como establecimiento adherido al proyecto “Empresa Rural Responsable”.

Además, se compromete a realizar un cálculo de emisiones de CO2 de la actividad empresarial asesorada y realizar su compensación a través de una aportación económica a un proyecto de carácter social en la comarca. En total, el Consorcio EDER y la Asociación TEDER compensarán con un total de 3.500 euros las emisiones de CO2 de las empresas.

El proyecto “Empresa Rural Responsable 2012” se enmarca en el  Eje 4 LEADER del Programa de Desarrollo Rural de Navarra 2007-2013. El presupuesto del proyecto asciende a 163.369,88 euros (Consorcio EDER 87.894, € y Asociación TEDER 71.975,88 €), y la financiación es compartida por el Gobierno de Navarra (45%) y la Unión Europea, a través de los fondos FEADER (55%).

Comments are closed.